Mala Praxis


Desde el año 2008 de la mano de la fundación Emtel y Zona Aurea desarrollo talleres para niños con la firme convicción de contribuir en el proceso de evolución de los individuos a través del arte, apropiándose de su realidad y reconociéndose a sí mismos como parte de una cultura que puede ser transformada. Al tener la posibilidad de expresarnos, de dejar volar nuestros sentimientos, fantasías, ideas, frustraciones o deseos… tenemos la posibilidad de crear espacios donde la tolerancia, la comprensión y el respeto por los demás nos permiten construir un ambiente de paz. Cuando somos protagonistas y no simples espectadores, nos comprometemos y empezamos a crear; al convertimos en mejores personas, tendremos una mejor sociedad.